El Kliper (Клипер, también conocido como Clipper) es la nueva generación de transbordadores de bajo coste reutilizables, desarrollados por la compañía rusa NPO Energía, responsable del proyecto buran, constructores del Soyuz, el "caballo de carga" de la Estación Espacial Internacional

Ya existen maquetas del prototipo, el Kliper es un nuevo concepto ideado para hacer más cómodos los trayectos hacia la ISS y poder llevar a las tripulaciones a un bajo coste; la idea deriva de la evolución del programa Soyuz, pero coge conceptos usados por la Agencia Espacial Europea  en el desarrollo del fallido proyecto HERMES.

El Transbordador Kliper, al igual que el proyecto HERMES, se basa en crear una aeronave reutilizable que sirva para el envío a muy bajo coste, comparten características comunes, los motores de inserción orbital son desechables, el modo de lanzamiento montado sobre un lanzador estandard (bien mediante lanzadores Arianne 5 o la familia de lanzadores Soyuz) debido a la inminente entrada en servicio de la cápsula de reabastecimiento Automated Transfer Vehicle(ATV) fabricada por el consorcio EADS, las tareas de reabastecimiento no serán el fuerte del Kliper, y eso ha permitido que en los diseños preliminares presentados en público el tamaño de la nave no llegue a superar el de un microbús, pudiendo esta albergar durante varios días a una tripulación de seis personas.

El Kliper podrá llevar a una tripulación de refresco a la ISS y volver a la tierra, sin tener que depender del programa estadounidense Space Shuttle, agilizando los proyectos internacionales, y con una carga económica muy inferior al coste de lanzamiento de un transbordador estadounidense.

Otra de las ventajas del transbordador ruso es la capacidad de reutilización del mismo, pese a que los modelos estadounidenses están preparados para unas 100 reutilizaciones, el Kliper está pensado para unas 40, lo cual lo hace menos reutilizable, pero a cambio ofrece unos costes de producción muchísimo más inferiores por unidad respecto al modelo americano al ser el Kliper más "austero", el Kliper carece de impulsor propio, zona de carga, y depósitos de combustible y al contrario que el transbordador estadounidense, en los diseños publicados por NPO Energía, tendrá paneles solares para la captación de energía como sus hermanos del programa Soyuz

 

 

 

Sonda espacial rusa se encargará de conseguir muestras de terreno del satélite marciano Fobos

Moscú, 11 de junio, RIA Novosti. El Instituto de Investigaciones Espaciales (IIE) de la Academia de Ciencias de Rusia está preparando una serie de proyectos y experimentos para ejecutarlos en los próximos años, informó el director del IIE, Lev Zelioniy.

"Nuestro Instituto prepara varios experimentos en el espacio ultraterrestre y también participará en proyectos espaciales tanto rusos como internacionales -comunicó-. Son proyectos de astrofísica y de exploración de los planetas del Sistema Solar".

También reveló que en 2009 será lanzada la sonda espacial rusa "Fobos terreno" con la misión de traer en 2011 a la Tierra muestras de terreno del satélite marciano Fobos.

"Además, la Agencia Espacial Europea (ESA) nos ha invitado a participar en su nuevo programa ‘Visión Cósmica 2015-2025’ relacionado con la exploración de los planetas Venus y Júpiter", agregó el director del Instituto de Investigaciones Espaciales de Rusia.